English

Inicio | Mapa de Sitio | Condiciones de Sitio | Contáctenos
Quiénes Somos | Proyectos y Actividades | Publicaciones | Eventos y Noticias
PERUBAMBU
  Eventos y Noticias
  Innovaciones en la Cadena del Cacao
  Seminario Taller "Industria del Bambú en el Perú"
  Grupo de Discusión de PERUBAMBÚ
  III Simposio Latinoamericano de Bambú
  I Concurso Nacional de Diseño de Viviendas de Bambú
  Construcciones Sismo Resistentes de Bambú
  Aprueban Norma Técnica Para Construcciones con Bambú
  Perú tiene un millon y medio de hectáreas de bambú
  Afiliaciones PERUBAMBÚ
  Participación de PERUBAMBU en el Foro Iberoeca del Cacao
  Seminario Taller - Construcciones Sismo Resistentes de Bambú
   Perú, Lima Miercoles, 11 de Abril del 2012

 

SEMINARIO TALLER
Construcciones Sismo Resistentes de Bambú
29 Septiembre al 04 de Octubre del 2003
INBAR-SENCICO-SUSTENTA

 

EL BAMBÚ EN LA INDUSTRIA DE LA CONSTRUCCIÓN
Arq. Jorge A. Morán Ubidia (*) Ecuador

 

RESUMEN:
El bambú, patrimonio de la humanidad, es la especie vegetal de más rápido crecimiento en la naturaleza. Dependiendo de la especie, en Asia se utiliza para alimento, materia prima para extracción de celulosa, artesanías, medicinas, laminados, refrescos, licores y mil usos más, la mayoría de ellos de manera industrial.

América, desde tiempos precolombinos ha utilizado el bambú de diferentes formas y hoy se vislumbra su uso industrial., para complementar o reemplazar el uso de la madera, cuyas existencias actuales y futuras, son inversamente proporcionales a su demanda, cada día creciente.
Entre los centenares de especies de bambú endémicas de América, se destaca el género guadua con especies que abarcan desde México a Chile, y de entre ellas la especie Guadua angustifolia, la misma que se considera como una de las variedades más importante para la construcción por diversidad de motivos, especialmente por sus propiedades físico mecánicas.

Ecuador y Colombia mantienen de manera excepcional una “cultura de la guadua” y su uso en la industria de la construcción es permanente, sobre todo en la región litoral o costa del Ecuador y en el eje cafetero de Colombia.

Desde las viviendas vernáculas, hasta las viviendas de alto valor. Desde las viviendas marginales urbanas hasta las de interés social y las de emergencia como las de Hogar de Cristo o con tecnologías mejoradas se construyen con guadua angustifolia
En la industria de la construcción convencional y como auxiliar a la misma, se utiliza guadua como soporte de encofrados o también llamados cimbras, destinados a soportar losas y vigas de concreto armado. Como cerramiento del área de construcción, casetas de guardianía y bodegas de materiales, hasta los andamios de albañilería y de pintura, se realizan con guadúa abierta o rolliza (entera)
Las edificaciones para ecoturismo, para equipamientos agroindustriales y para recreación urbana, han sido permanentemente construidas en Colombia y desde hace pocos años se intensifica su aplicación en Ecuador.

Los equipamientos de infraestructura social como escuelas, guarderías, centros médicos, también son de guadua revestida en sistemas constructivos variantes del tradicional “bahareque” o de la “quincha”, sistema constructivo tradicional de origen peruano.


La protección y estabilización de taludes y deslizamientos mediante la construcción de trinchos de guadua, permite la recuperación de suelos y controlar la erosión.

Los puentes peatonales de Jorg Stamm y las edificaciones de Simón Vélez en Colombia, tienen ya un lugar en la Arquitectura del mundo y con la edificación del Pabellón Zeri en la feria de Hannover 2000, la guadua alcanzó su punto culminante como material de construcción al que se denomina en Alemania como “Acero Vegetal”.

La industrialización de la guadua para producción de laminados -ya iniciada en Ecuador-, permite definir otros componentes de la edificación, especialmente los referidos a acabados para sobre pisos, recubrimiento de paredes, construcción de tabiques, muebles, etc.
En la actualidad todos los países del mundo fijan su atención en el recurso bambú y su potencial ya no es un futuro, sino una realidad del presente, donde instituciones como INBAR, Red Internacional del Bambú y del Ratan, que abarca a 27 países del mundo, entre ellos todos los del grupos andino, pone toda su atención. Este evento es una muestra de aquello.

 


ALGUNOS ANTECEDENTES
Aproximadamente el 50 % de las especies de bambú, existentes en la naturaleza, se encuentran en suelo americano.
Se localizan en todos los países americanos, desde los 40° Latitud Norte hasta los 47° Latitud Sur y desde el nivel del mar hasta los 4.000 m/s/n/m en los Andes (Londoño 1992).

Sin embargo, cabe mencionar que en la gran variedad y número de géneros y especies existentes en América, se destacan por su cobertura e importancia, la subtribu Guaduinae y en ella el género guadua con aproximadamente 30 especies que se extienden desde México, hasta Chile.
Contrariamente a lo que la mayoría de las personas piensan, los bambúes no solamente se desarrollan en climas tropicales sino en páramos a gran altitud sobre el nivel del mar, como son los casos de los género chusquea, neurolepis y otros.

Por otro lado, no menos de 30 millones de personas del continente utilizan bambúes en su vida diaria, ya sea de forma tradicional o en usos modernos, desde una valiosa artesanía hasta la compleja construcción de la estructura de una cubierta de gran luz.

Sin embargo, el bambú y hasta hace unos pocos años, se consideraba en América como un exótico producto de Asia y no es sino, hasta mediados del Siglo XX, que se proclama públicamente la existencia de bambúes americanos con presencia precolombina, como lo indican los descubrimientos arqueológicos (Sthotert, 1988, Donnan C. 1964).

Por los comentarios expuestos, el bambú ha sido, es y será un valioso recurso natural de América, por lo que es necesario su estudio, su manejo, su explotación sustentable, su aprovechamiento industrial, así como su protección para las generaciones presentes y futuras.


EL USO TRADICIONAL DEL BAMBÚ EN LA CONSTRUCCIÓN:
Las investigaciones de antropólogos y arqueólogos, han determinado que el primitivo hombre de América se sirvió de los bambúes en su vida diaria. Los descubrimientos en la Península de Santa Elena en el marco de la Cultura Valdivia, así como los realizados en Catamarca (Argentina) por la antropóloga Fernanda Rodríguez del Instituto Darwinión de Buenos Aires, prueban que ya desde hace no menos de 8.000 años AP. se usó bambúes de diversas maneras.


EN PERÚ:
Perú desde los tiempos precolombinos encontró en los bambúes el material ideal para la construcción, ejemplo de ello, son los muros de adobe del complejo precolombino denominado Chan Chan, ubicado a las orillas del Río Moche, Dto. de Trujillo    que estudiados por el arqueólogo Francisco Iriarte y fueron comentadas por Hart Terre. El Arq. Oscar Hidalgo describe a detalle el uso de la guadua en dichas ruinas.
Y como caso curioso, y al igual que en toda América, aprendimos de los españoles el uso de cañones y la “caña de Guayaquil” sirvió en muchos países de América para tal fin. En Perú y en 1780, los cronistas mencionan que el mestizo Nicolao , autoproclamado rey, cerca de Tarma, construyo su propia y temporal artillería con guadua ( Serra J. 1956) Y en los últimos tiempos, ¡985-1989), la obra del Grupo MIRHAS-Perú, liderado por el Arq. Eliseo Guzmán Negrón construyó la denominada Isla en el Desierto en el Dto de Piura, localidad de La Arena (Comunidad de Catacaos). Sus distinciones nacionales e Internacionales, relevan de mayores comentarios a esta obra, pionera del uso del bambú en Perú.

LOS CASOS DE COLOMBIA Y ECUADOR:
Colombia y Ecuador, ha decir del Dr. Parson, profesor emérito de la Universidad de Berkeley(Cal), desarrollaron lo que denominó “la cultura de la guadua”, por el énfasis en el uso de éste bambú desde épocas pretéritas y hasta el presente. El devenir de los tiempos y el advenimiento de nuevos materiales y técnicas de construcción, relegó a la guadua, a un número limitado de usos pero de gran impacto en la economía nacional.
Las viviendas de sectores peri urbana de pequeñas y grandes ciudades de la costa del Ecuador y de algunas regiones de Colombia, son integralmente realizadas con madera y guadua, hecho que contribuyó a convertir a este bambú en símbolo de “material de pobres”.

Las construcciones campesinas, de los países mencionados, han utilizado la guadua como herramienta para desarrollar una arquitectura vernácula de alto valor, donde el saber tradicional se conjuga con la praxis de siglos, y en donde el confort, la durabilidad, la sismo resistencia, la economía y otros atributos, siempre han estado presentes.

Pero, es la industria de la construcción convencional, la que encontró en este recurso un insustituible auxiliar para sus obras. No hay edificación en hormigón armado o acero que en la costa del Ecuador no use guadua como material de uso temporal para infinidad de actividades.

Países como China, India y otros, han encontrado múltiples aplicaciones industriales de sus bambúes, desde alimento hasta medicinas, pasando por tejidos, artesanías, bebidas, etc. sin embargo en el campo de la construcción convencional han limitado su uso a la elaboración de andamios de gran altura así como de laminados de diferentes clases para pisos, molduras y otros componentes adicionales.

AUXILIAR DE LA CONSTRUCCIÓN CONVENCIONAL EN AMÉRICA:
(Caso de Ecuador y Colombia)


Soportes:
Para la construcción de componentes de concreto armado, es necesario realizar, de manera previa, moldes o encofrados, así como de soportes del enorme peso que genera el concreto y su proceso de fraguado. Pues bien, la guadua es el material que se utiliza como auxiliar para las construcciones de puentes, losas, distribuidores de tráfico, y todo aquello que significa concreto.
En la construcción de embarcaciones, en el entibado de muros y otras necesidades, se utiliza soportes o apoyos de guadua rolliza.

Andamios:
para la albañilería, para actividades de pintura y mantenimiento, son construidos andamios en donde no sabemos si admirar la técnica de construcción de éstos o el equilibrio de los obreros que se desplazan a grandes alturas.

Cajonetas o casetones:
Para el alivianar losas de concreto, armadas en uno o dos sentidos, los bloques de arcilla, madera o de fibras y materiales de diferente clases, han sido sustituidos por casetones de guadua abierta. Es una innovación colombiana que ha sido adoptada en Ecuador.

Casetas de guardianía y bodegas:
Las casetas de guardianía o las bodegas de materiales o de herramientas, componentes    temporales que se levantan adjuntos a las obras de concreto, grandes o pequeñas, también son de guadua abierta apoyada en estructura de guadua entera o rolliza.

Cerramientos:
las paredes provisionales que limitan el área de edificación o los solares donde se va a ejecutar la obra, son construidas de guadua abierta. Es común observar que tanto estos cerramientos como las casetas de guardianía o bodegas, son trasladadas a sitios de otras obras o recicladas para la vivienda marginal.


USO EN EL ECO TURISMO:
Las obras de ecoturismo, son pioneras en la reivindicación del bambú. El diseño y la construcción de equipamientos con fines de turismo, ya sea en playas, áreas rurales o selvas, demanda el uso de los materiales del medio.

En los climas tropicales secos y tropicales húmedos, la madera había sido el material de común uso, pero las limitaciones de ésta por diversos motivos: alto costo, dificultad de extracción y transporte, limitaciones a su explotación por cuestiones ambientales, hicieron del bambú el nuevo material que se adapta al medio, de bajo costo, facilidad de extracción, transporte y que no requiere de equipos o herramientas complejas como lo es el caso de la madera.

El uso del bambú en edificaciones o equipamientos para eco turismo ha generado el empleo de la mano de obra campesina, así como un nuevo motivo de diseño para trabajo de arquitectos y constructores.


USO EN EQUIPAMIENTOS AGRO INDUSTRIALES:
La construcción de establos, lecherías, protección de piscinas camaroneras, invernaderos edificios de poli servicio, viviendas de trabajadores, permiten utilizar el material de las propias haciendas o fincas y disminuir radicalmente los costos de mano de obra especializada, transporte de materiales, así como adaptar los diseños al medio.


VIVIENDAS DE INTERÉS SOCIAL:
El déficit de viviendas para las personas de bajos o medios recursos, es creciente y alarmante. Las instituciones de vivienda no se dan abasto a los cientos de miles de demanda de nuevas viviendas y hoy su oferta electoral es instrumento de campaña que jamás se concreta en el ejercicio del gobernante triunfador.

Los desastres naturales que dejan sin vivienda en un instante a miles de familias -de manera paradójica los mas pobres- inciden en el déficit habitacional de todos los países.

Por lo expuesto la construcción de viviendas de interés social que cumplan condiciones de confort, estética, sismo resistencia, al igual que de economía y durabilidad, es una de las preocupaciones de América.

La disminución de la superficie de construcción habitable, bajar los niveles de acabados, han llegado a límites nunca vistos, lo que ha obligado a buscar nuevas alternativas de materiales y sistemas constructivos.

Las propuestas de Perú, de usar técnicamente como una “quincha mejorada” realizadas por el Instituto Nacional de la Vivienda y la Facultad de Ingeniería de la UNI, que comenta el Prof. Kuroiwa, al igual que los prototipos realizados en Iberia en el Proyecto Paca, son alternativas para  viviendas en regiones de alto riesgo sísmico.

El Banco Mundial y el BID, ante los desastres ocasionados por el Niño-98, en Ecuador aprobaron la restitución de viviendas con cerramientos de bambú sobre estructuras de hormigón armado. Es necesario comentar los valiosos aportes del Arq. Oscar Hidalgo, en la implementación de sistemas constructivos con utilización de bambú (Caso La Floresta en Ecuador y El Peñol en Colombia).

En el caso de Ecuador, donde tradicionalmente los gobiernos jamás habían tomado en cuenta el uso de materiales alternativos como el bambú, hoy es política del Ministerio de Vivienda utilizar sistemas mejorados, con uso de materiales propios, entre ellos el bambú.

 

INFRAESTRUCTURA EDUCATIVA, SOCIAL Y OTRAS EDIFICACIONES:
Edificaciones para Universidades (caso de la Universidad de Gran Colombia en Armenia), Colegios, Escuelas, Guarderías Infantiles, Parvularios, Museos, Iglesias, entre otros, son temas de diseño y construcción que en ésta presentación se exponen.

Destacamos la Iglesia Catedral de Pereira (Colombia), obra de Simón Vélez, así como la Iglesia del poblado de Puerto Rico (Provincia de Manabí-Ecuador) obra de Rafael Rojas, estos ejemplos son testimonio de que la edificación con bambú es versátil y que puede ser empleada en diversas áreas del sector de la construcción.

La recreación urbana es otro sector de aplicación de la construcción con bambú. Se muestran dos ejemplos realizados por el Arq. Robinsón Vega de Ecuador y del Arq. Juan Carlos Jaramillo de Colombia, pioneros en el diseño y ejecución de obras con este material.

PUENTES PEATONALES:
Caso especial de construcción, es la edificación de puentes peatonales con bambú. Jorg Stamm, carpintero alemán radicado en Popayán (Colombia) es autor de numerosos puentes de hasta 52 m de luz.

Este tipo de construcciones ha permitido vislumbrar las reales posibilidades de construir redes de puentes peatonales en sectores rurales y aún en áreas urbanas.


LA CORPORACIÓN DE VIVIENDAS HOGAR DE CRISTO EN GUAYAQUIL:
Los más pobres de los pobres, tienen en la Corporación de Viviendas Hogar de Cristo, institución benéfica que funciona en Guayaquil, el único auxilio en sus demandas de vivienda. Fundada hace 25 años, hacía una vivienda diaria. Hoy, es un sistema prefabricado artesanal de construcción con madera y bambú, con sus atributos de modulación, productividad y de bajo costo.

Tiene tres plantas (Guayaquil, Esmeraldas y Portoviejo), siendo la más importantes la ubicada en Guayaquil donde se fabrican y entregan diariamente 50 viviendas a sendas familias de extrema pobreza, en su mayoría madres solteras y cuyos ingresos no son mayores a 20 USD / mes.
En caso de desastres (Incendios, inundaciones, erupciones volcánicas, sismos, etc.) y en donde la demanda es inmediata, VHC puede aumentar su productividad hasta 100 y 150 viviendas / día. El costo de la madera ha obligado a VHC a buscar en las estructuras metálicas una alternativa, pero siempre usando paneles de guadua como cerramiento.

La aceptación actual del bambú en el mundo de la construcción, se debe al trabajo y constancia de hombres que han creído en el material. A los nombres de Oscar Hidalgo López, propulsor en América de investigaciones sobre este material, añadimos los de Carlos Vergara (+), Marcelo Villegas, Rafael Rojas, Simón Vélez Jaramillo, siendo este último quien ha generado sistemas y detalles constructivos con bambú que hoy se usan en varios países. Sus obras en Colombia, Ecuador, Panamá, etc. son ejemplos que ha promovido el material a esferas profesionales, académicas y empresariales.

Entre sus obras, es necesario destacar el Pabellón ZERI, construido para la Feria Mundial HANNOVER 2000, que cumplió exigentes condiciones físico mecánicas, que demandaron los organizadores alemanes. Su construcción con madera y bambú (Guadua angustifolia), realizada por obreros colombianos, generó, durante la feria, elogiosos comentarios y los apelativos a la guadua como “la madera del Siglo XXI” o “acero vegetal” forman parte del lenguaje coloquial entre constructores.

PROTECCIÓN DE TALUDES Y LADERAS:
Los deslizamientos en taludes o laderas, ocasionadas por la deforestación y el exceso de lluvias, pueden ser contrarrestados por la construcción de artefactos con guadua, denominados “trinchos”, los mismos que colocados en las faldas de los taludes, permite la recuperación de los suelos y su progresiva consolidación por medio de vegetación adecuada.

Podemos añadir que la reforestación con guadua, a orillas de ríos y esteros, gracias a su sistema radicular, previene con éxito los desbanques y destrucción de las orillas.

LAMINADOS:
Asia, desde hace 40 años, inició la fabricación de laminados a partir del bambú. Hoy en día es una de las industrias florecientes de China, que exporta sus productos de laminados y mat boards a todo el mundo.


Ante este comentario debo expresar las experiencias valiosas de Chile, que por medio de una rigurosa investigación ha encontrado la manera de promover el cultivo de sus bambúes andinos, así como de iniciar sus procesos de industrialización.

En Ecuador, se iniciaron la instalación y funcionamiento de fábrica de laminados. La tecnología de origen asiática debió ser adaptada a las característica de la guadua, obteniéndose resultados de excelente calidad que concitaron el interés de empresarios chinos.

La provisión de materia prima de calidad es uno de los cuellos de botella para éstas fábricas, ya que por ahora dependen de los cultivos naturales de guadua, que no siempre cumplen con los estándares de calidad que se requiere para la fabricación.

NOBIS, una empresa que inició sus propias plantaciones hace tres años, está instalando su fábrica con participación de una importante empresa china, quien tendrá a su cargo el control de calidad, las marcas de fábrica y la comercialización del producto. Creo que es una buena estrategia.


LAS RESERVAS DE BAMBÚ:
América cuenta con reservas de bambú en estado natural, sin embargo es necesario mencionar el inmenso bosque dominado por bambúes (varias clases de especies de guadua) y que ubicado en el sector conocido como las “tres fronteras” ( Perú, Bolivia y Brasil), hoy espera pacientemente su utilización, mediante una explotación adecuada, para beneficio de los mencionados países.


CONCLUSIONES

  • El uso del bambú en la industria de la construcción es una alternativa válida.
  • Los sistemas constructivos con guadua, son susceptibles de ser aplicados con apego a criterios de prefabricación, coordinación modular y dimensional.
  • Son sistemas no solamente para “pobres” sino para todo tipo de usuarios y toda clase de edificaciones y pueden ser aplicados a otras áreas de arquitectura como el eco turismo y los equipamientos agro industriales. • Su aplicación en la fabricación de viviendas de interés social, permite el acceso a la vivienda de familias pobres.
  • Su reposición, casi inmediata, en el caso de viviendas destruidas por desastres naturales, facilitará que las familias afectadas puedan reiniciar su vida de manera mas positiva, de que si estuvieran en carpas, tiendas de campaña o albergues.
  • Las características físicas y mecánicas de la guadua han sido determinadas en varias universidades europeas y americanas con excelentes resultados.
  • Se han incorporado en Códigos de Construcción, la normativa para su uso en edificaciones, en base a Normas ISO internacionales.
  • Las condiciones de suelo y clima de la mayoría de los países de América tiene vocación para el cultivo de la guadua. Es de mencionar el caso de México, que posee en la región de Chiapas, la plantación de guadua angustifolia, mas grande del continente (700 há en un solo bloque).
  Hacer un comentario
 
 
 
PERUBAMBÚ 2012, Todos los derechos reservados Nº de visitante
304435